martes, 9 de julio de 2019

"La lección de música" en Lecturas de Undine

El 26 de junio del presente año asistí a un concierto en el Auditorio Nacional de Madrid. El concierto anunciado lo daban La Orquesta sinfónica, Coro y Escolanía JMJ, bajo la dirección de Borja Quintas; en el repertorio: La Novena Sinfonía en re menor, Op. 125,  de Beethoven.

Fuente: Undine von Reinecke
Quiso la casualidad, o quizá fuera Euterpe, musa protectora de la música, que mi lectura del momento fuera La Lección de música de Pascal Quignard y que el ejemplar del libro  estuviera en mi bolso, cuestión que pertenece más a la costumbre que a la diosa fortuna.

El caso es que me pareció una bonita coincidencia que mis dos mundos favoritos se unieran en una misma experiencia humana e intelectual, teniendo además la gran ventura de disfrutar del momento junto a uno de los pianistas míticos de nuestro país, el grandísimo Joaquín Soriano, leyenda viva del piano, con quien tuve el placer de intercambiar impresiones. 

LEER MÁS

jueves, 4 de julio de 2019

El callejero maldito en DIDÁCTICAS ESPECÍFICAS COLEGIOS

La colección LITERADURA de la editorial El Funambulista presenta muchos títulos de gran valor educativo y didáctico, ya se comentó en esta sección la obra de Loreto Urraca sobre la colaboración del franquismo con el nazismo en Francia. Ahora se presenta una curiosa y original obra que nos presenta a una serie de personajes que se encontraban en el callejero de Madrid, y que tuvieron gran importancia durante la Guerra Civil Española y la posterior dictadura franquista. El autor de esta guía callejera ofrece al lector la opor-tunidad de hacer un recorrido urbano en el que conocerá, de viva voz, alguna de las infa-mias que cometieron durante el convulso período de la Historia de España que supuso la contienda. El método que se utiliza es una supuesta entrevista con ellos en el momento actual.

LEER MÁS

"Novela ácida universitaria" en la Revista de Libros



Las novelas y sus autores
Estas dos novelas corresponden al género denominado novela de campus, bastante extendido en Estados Unidos desde hace muchos años. Uno recuerda cómo, tiempo ha, la editorial Lumen tuvo la estupenda idea de traducir una buena novela (Una nueva vida, 1966) de un buen escritor, Bernard Malamud, que, más que novela de campus, es una que se desarrolla en un campus. Y Alianza publicó, en muy buena traducción de Juan Benet, Este lado del paraíso (1971), de F. Scott Fitzgerald. En España, sin ser exhaustivos, podemos recordar que, antes del gran éxito de Soldados de Salamina, Javier Cercas publicó dos novelas de este tipo, El inquilino (1989), que se desarrolla en Estados Unidos, y El vientre de la ballena (1997). También, a propósito, Todas las almas (1989), de Javier Marías, esta de ambiente inglés, y Un momento de descanso (2011), de Antonio Orejudo. Y, ya que en una de las nuestras hay un muerto, La muerte del decano (1992), libro no muy conocido de Gonzalo Torrente Ballester. Y acaba de publicarse la versión castellana de Las hijas de otros hombres (2019), de Richard Stern.
Las aquí reseñadas tienen bastante en común: las dos transcurren en facultades de Derecho, lo que no sorprende demasiado si se ve quienes las han escrito: Francisco Sosa Wagner, catedrático de Derecho Administrativo, y Alfonso García Figueroa, profesor titular de Filosofía del Derecho. En las dos son importantes los rectores y se critica con dureza eso que ha dado en llamarse «Bolonia» a modo de concentrado de toda una serie de cambios en la enseñanza y su filosofía, que dirían los patrocinadores. En la primera es un diálogo artificial entre tres profesores; en la segunda, un largo monólogo del protagonista atacando, sobre todo, el sistema de acreditación para cátedras.

LEER MÁS

jueves, 27 de junio de 2019

El señor de los pájaros, de Yoko Ogawa, en Letras en Vena

Yoko Ogawa lleva a sus espaldas una larga trayectoria como novelista, tratando, a lo largo de sus publicaciones, de alejarse de los escritores de best sellers que a menudo, gracias a una gran campaña de marketing, logran posicionar sus novelas entre los primeros puestos de ventas. No obstante, conviene distinguir cantidad de calidad. Los best sellers constituyen el fast food de la literatura. De fácil lectura, lenguaje sencillo y accesible al gran público, con una trama entretenida que engancha al lector, logran embaucar a miles de lectores que lo recomiendan en cualquier tertulia. Pero como el fast food, más que nutrir matan el hambre. En el caso de Yoko Ogawa asistimos a un fenómeno curioso, pues lejos de ser novelas diseñadas para convertirse en un best seller y lograr un rápido incremento de los beneficios de editorial y escritor, sus novelas muestran una escritura muy personal, dulce y poética, haciendo que disfrutemos con cada una de las palabras que leemos y que nos emocionemos con los personajes que construye, logrando que sus libros lleguen a un amplio público. Y, sin embargo, estas novelas logran convertirse en un fenómeno de ventas, demostrando que la literatura de autor, entendida como una literatura personal, intimista, alejada del marketing editorial, puede convertirse en un fenómeno literario.
Sus novelas, según confiesa ella misma, se inspiran en clásicos de la literatura de una enorme emotividad, como El diario de Ana Frank o en las personalísimas e inclasificables novelas de Kenzarburo Oé, quien es capaz de mostrar una delicadeza y ternura propia de un poeta junto a una prosa cruel y cruda en la que describe sin tapujos los peores instintos del ser humano. Yoko Ogawa combina los elementos más sutiles del carácter humano con una prosa sutil y penetrante. La novela que reseño en esta ocasión, El señor de los pájaros, es una muestra de este estilo. Ogawa, como hace Hayao Miyazaki en sus películas, consigue mezclar en un mismo relato la poesía, la compasión, la ternura y la fábula, siendo capaz de incluir matices de realismo, con algunos puntos macabros y desasosegantes que sacuden al lector.

LEER MÁS

jueves, 13 de junio de 2019

"El Kulterer" en El Parnaso de las Letras


el kulturer thomas bernhard
La editorial Funambulista nos ofrece en su colección breve “Literadura” un relato de Thomas Bernhard (1931-1989), el genial y controvertido escritor austriaco, verdadero “enfant terrible” de la biempensante sociedad burguesa europea del pasado siglo, que con su estilo acerado, aristado, duro, seco, pero siempre lleno de interés en la temática y de gran impulso narrativo , nos ofreció  impagables relatos y novelas, como “El malogrado” y tantas otras.En el caso que nos ocupa, un relato breve, “El kulterer”, Bernhard nos ofrece la metáfora del miedo a la libertad, personificado en el “Kulterer” (término acuñado “ex profeso” y sin traducción exacta al español) es decir,  un recluso en una cárcel que teme quedar puesto en libertad y volver a la vida cotidiana, a la desesperada y desoladora existencia mundana, mientras que los muros de la cárcel se han convertido para él en un  cómodo refugio y reducto de su pasión, un inaudito afán literario.

LEER MÁS

"Una visita a Portugal" en El Parnaso de las Letras


Una visita a Portugal
Hay libros que se leen por el puro placer de leer, este, bien traducido por primera vez en español por Jorge Simón Izquierdo, es uno de ellos. Con un estilo elegante, poético y fluido, pero nunca recargado ni ostentoso, el gran escritor danés narra el viaje que hizo a Portugal en 1866, para visitar a una acomodada familia de comerciantes y diplomáticos con la que se había relacionado en su país. El breve paso por España, que ya conocía, no le deja buenas impresiones, pues se viven momentos de tensiones políticas y sociales palpables en el ambiente, en los estertores del reinado de Isabel II.
En Portugal, la situación es distinta, hay más sosiego que en el país vecino y Andersen recibe muchas atenciones de sus amigos y de las personas que estos le presentan (políticos, artistas, escritores…). Sus dotes de observación se manifiestan en las excelentes descripciones de lugares, de edificios, de ambientes, de costumbres que nos ofrece. Además, añade algunas referencias históricas, culturales y folclóricas que enriquecen el texto y lo humanizan, así como breves reflexiones al hilo de lo que está viviendo.

LEER MÁS

lunes, 27 de mayo de 2019

Wilkie Collins en Las Inquilinas de Netherfield

Visitando mi librería de cabecera hace poquito me encontré con que la editorial Funambulista ha reeditado recientemente dos novelas de Wilkie Collins. Una es Corazón y ciencia, que va por su segunda edición, y la otra es la que hoy os traigo, La reina de corazones, que va ya por su sexta edición. Al ver esta última recordé que tenía la edición anterior todavía sin leer en la estantería desde hace un tiempo, así que aprovechando la ocasión y el recordatorio, me puse a leerla de inmediato, que además ya sabéis (o deberíais, porque soy muuuyyyy pesada) de mi adoración por este autor.

La reina de corazones comienza presentándonos a tres ancianos hermanos que viven en The Glen Tower, una especie de mansión muy antigua en el sur de Gales. Owen, amable y sensible, fue en su día pastor anglicano; Morgan, cascarrabias y huraño, es un médico jubilado; y Griffith, el único que llegó a casarse, es un abogado retirado y viudo con un hijo militar. También es Griffith el único que mantiene lazos con el exterior y amistades de su antigua vida, y por medio de una de esas amistades, que fallece, se convierte en tutor de una niña llamada Jessie Yelverton. Las condiciones de su tutoría (que tienen como fin último que la señorita Yelverton pueda heredar a los 21 años), hacen que realmente no tenga que hacer gran cosa hasta que Jessie está próxima a cumplir la mayoría de edad y necesita pasar obligatoriamente seis semanas consecutivas con él en The Glen Tower si no quiere renunciar a esa herencia.

LEER MÁS

La nueva Magdalena en El Aventurero de Papel




La nueva Magdalena nos traslada a pleno conflicto franco-prusiano, en medio de la batalla, un pequeño grupo buscará refugio de las bombas. Entre sus miembros nos toparemos con Grace Roseberry, una joven huérfana que viaja a Inglaterra para irse a vivir con su acaudalada tía Lady Janet Roy, a la que no conoce, y también conoceremos a Mercy Merrick, que se halla allí en calidad de enfermera. Mercy compartirá con Grace su turbio pasado y sus numerosos intentos fallidos por reformarse y llevar una vida mejor. Un obús alemán matará a Grace y Mercy, aunque siendo presa de muchos remordimientos, decidirá suplantar la identidad de la joven y aprovechar la oportunidad que le han negado siempre las circunstancias de llevar una vida digna. Mercy será muy bien aceptada por su nueva "familia" y cuando todo parece irle bien por fin cierto sobrino de mi Lady pondrá en peligro su actual existencia.

LEER MÁS






"Entre hienas" en la revista Leer


jueves, 16 de mayo de 2019

Territorio en El zoco del escriba

La principal ventaja de tener un libro firmado por su autor es que identifica exactamente el día del encuentro porque habitualmente escribe la fecha bajo una nota que busca cercanía incluso con los desconocidos. En el caso al que me estoy refiriendo: Para Alberto, con un fuerte abrazo. Un garabato y después la fecha. Por eso sé que hablé con Miguel Sáenz el once de junio del año pasado. En la caseta de la editorial me respondieron con hábiles malabares al torpe ofrecimiento de mi manuscrito. Me colaron con destreza la recomendación de la primera novela de este hombre nacido en la Larache del Protectorado Español que también ha vivido en el sur de Marruecos. Escribe sobre esos días de infancia en Sidi Ifni. Durante nuestra breve charla descubrí que además ha traducido varios libros de Faulkner (mi primer Dios) y que es miembro de la Real Academia de la Lengua. Ya le admiraba sin haber leído ni una palabra suya, reconozco que tiendo a hacerlo. (Desconfía de la primera persona.)
EL VIAJE
Comencé a leer “Territorio” hace meses, pero apenas avancé un par de capítulos. Lo suficiente para comprender que podría gustarme y que el tono me era familiar, que me recordaba a mi abuelo Serafín contando sus batallitas juveniles. Por un motivo que solo a mí convence, pospuse la lectura hasta que pudiera acercarme al espacio de esas páginas. Ya que no podía dar marcha atrás setenta años para comprobar con mis ojos lo que contaba la novela, me pareció que debía contrastarlo con la actualidad. Intenté explicárselo a Said, que se unió a la aventura en cuanto le hablé de mi propósito, pero dudo que lo comprendiera. Hoy lunes salimos temprano de Kenitra y tardaremos varios días hasta alcanzar Sidi Ifni, por culpa de los mil quilómetros que nos restan y porque hemos decidido hacer un viaje relajado (por carreteras nacionales, marroquíes) para descubrir nuevos rincones (¡Ualidia!), revivir mis propios recuerdos (Essauira) y leerme el libro durante el trayecto.

LEER MÁS

Sangre en la hierba en la revista Panenka


martes, 7 de mayo de 2019

La nueva Magdalena en Sonograma Magazine



Siempre tan necios andáis 
que, con desigual nivel, 
a una culpáis por cruel 
y a otra por fácil culpáis.
Sor Juana Inés de la Cruz
Volver a Wilkie Collins siempre es un placer. Considerado uno de los padres de la narrativa policiaca, tuvo una carrera literaria prolífica, que fue de la novela hasta las historias cortas. “La dama de blanco”, una novela de misterio y “La piedra lunar”, de corte policiaco y quizás dos de las más conocidas aquí, están consideradas como dos piezas cumbres en su género.
“La nueva magdalena”, una pieza corta e intensa narra la historia de una Magdalena moderna, en los tiempos de la guerra franco prusiana.
Una idea antes utilizada, la suplantación de identidad por razones espurias e interesadas, aquí se convierte en una historia de redención personal al tiempo que es manifiestamente crítica con la situación de las mujeres de esa época, y de las “caídas” en especial.
No pasaría esta historia de ser un “culebrón al uso” si Wilkie Collins no usara sus buenos oficios para mostrarnos el carácter y las motivaciones de cada una de las protagonistas y de todo su entorno. No hay margen de duda, Mercy Merrick es una mujer desclasada y llena de remordimientos frente a su benefactora y se atreve a substituir a la verdadera Grace Roseberry para salir de su mundo mísero y oscuro. Pero necesita decir la verdad, y aunque forzada a ello por las circunstancias, ese contar la absuelve y la salva de la derrota y la expulsión.

LEER MÁS

miércoles, 24 de abril de 2019

Reseña sobre "El sencillo arte de desvanecerse"

A veces puede pasar mucho tiempo sin leer libros de relatos y de golpe como ha ocurrido en esta ocasión, se encadenan varios libros de relatos, y al poder compararlos, se ve la gran diferencia que puede darse en unos textos cortos que en muchas ocasiones cuentan mucho más que novelas inmensamente más voluminosos.


En este caso nos adentramos en una serie de relatos de descubrimientos, de búsqueda de lo que se oculta en muchas ocasiones a la simple vista. A través de seis historias que se pueden leer de forma independiente, e incluso se puede leer en el orden que desee el lector vamos descubriendo diversos momentos de la vida, en su conjunto vamos descubriendo distintos momentos y sensaciones a través de sus protagonistas.

Hay diversas historias que casi todas son relativamente cortas, sobre todo en comparación con una de ellas, que para mí, por lo menos, es la que más me ha llenado, es la más larga de estas historias pero casi la podemos comparar a una novela, mezcla como tiene el resto de historias de descubrimiento, de búsqueda dentro de ti mismo y de la ciudad, lo conjunta con misterio.

LEER MÁS

Novela ácida universitaria en "LA NOVELA ANTIHISTÓRICA"

¿Es posible interpretar la Historia de un país a través de la observación, casi microscópica, de una sola de sus costumbres o instituciones?

La Antropología cultural dice que sí. Nombres tan renombrados (valga la redundancia) como el de Clifford Geertz, demostraron, años ha, que, por ejemplo, una pelea de gallos podía explicar a los occidentales la compleja sociedad balinesa.
Algo parecido sucede con “Novela ácida universitaria”, recién publicada por Editorial Funambulista. Su autor, como Clifford Geertz en Bali, parece un interprete privilegiado de aquello que quiere describir con la perfección y la precisión de un orfebre.
Se trata del muy fogueado -en muchos campos- profesor Francisco Sosa Wagner. Docente universitario durante décadas -aparte de representante político de España en la UE- parece la persona más indicada para dar fe de lo que sucede en el seno de la Universidad Pública española a fecha de hoy.
Una cuestión que debería interesar a todos. Tanto licenciados y doctores, como alumnos. Por supuesto también a profesores. Y, sobre todo, a los contribuyentes que tal vez jamás pisarán un aula universitaria o mandarán a sus hijos a ellas, pero que, desde luego, sostienen con sus impuestos ese edificio cultural. Enfermo hasta los cimientos, como el profesor Sosa Wagner tiene la valentía de admitir.
Recapitulemos algo sobre esta cuestión capital: en la misma semana en la que esta nueva edición de “La novela antihistórica” se va a publicar, corrió la noticia de que España, junto con Italia, estaba a la cabeza de Europa en la llamada “fuga de cerebros”.

LEER MÁS

lunes, 18 de marzo de 2019

"Un cuento de enfermera" de Louisa May Alcott en El Aventurero de Papel

Un cuento de enfermera es un libro que me fascinó, narrado en primera persona por Kate, su protagonista nos sumerge en la extraña dinámica familiar  de los Carruth, constantemente vigilados por Steel, y nos hace partícipes de los pulsos intelectuales que echa con éste, con el fin de evitar que lleve a cabo sus malévolos planes. Estas partes de la trama, las compartidas por Kate y Steel, fueron mis preferidas. Si tuviera que sacarla una pega a la novela, sería su final, no porque fuera un mal final, sino porque no era el final que yo quería.

Aunque Steel hace el papel de villano, poco a poco, es un personaje al que se le coge cierto cariño y se humaniza a ojos del lector, incluso la propia Kate termina teniéndole mucho aprecio. En realidad, una vez que aparece Steel en escena, los Carruth pasan a un segundo plano, y son Kate y él quienes se convierten en los auténticos protagonistas.

Alcott nos sumerge en una historia de intrigas familiares, secretos, locura, amor y traiciones, donde Kate, su protagonista jugará un papel clave. Kate es una mujer joven, sencilla, fuerte, de buen corazón y muy inteligente que encontrará en los Carruth un hogar donde desempeñar su vocación como enfermera de la pobre Elinor. Kate no es la típica damisela en apuros de las novelas de su tiempo, es una mujer valiente que sabe ganarse el pan y que demuestra tener un gran intelecto.

LEER MÁS

martes, 5 de marzo de 2019

Entrevistas a Francisco Sosa Wagner en El Mundo y en COPE

COPE
Como él mismo ha señalado, Wagner es un “profesor universitario jubilado” que puede permitirse ser “un poco rebelde y poner el dedo en la llaga”. Por eso, ha hecho una crítica del sistema universitario español porque, a su juicio, “la universidad cada vez se cierra en sí misma”.
Wagner ha señalado que “estamos todo el día oyendo palabrería vacua” como “innovación” en boca de consejeros de Educación o ministros cuando los profesores no pueden trasladarse de una universidad a otra.

Escuchar la entrevista

+
EL MUNDO

jueves, 28 de febrero de 2019

Crímenes y crímenes y El padre, de Strindberg, en un artículo de Sonograma Magazine


Johan August Strindberg, nacido en Estocolmo en 1849, conoció los autores clásicos griegos, y especialmente los romanos, a los siete años de edad. No olvidemos que ya en 1871 escribió la tragedia Hermione, relacionada con la mitología griega. Esto nos lleva a creer que esta formación y el gran instinto creador, como pintor, fotógrafo, escultor i pianista, fueron los sólidos conocimientos que consagraron a Strindberg como el escritor más importante de la moderna literatura sueca. Durante sus años de frenético trabajo, escribió cerca de sesenta dramas, diez novelas y diez cuentos. Sin embargo, su frágil salud psicológica y una penosa situación financiera le llevaron al abismo, afectado por una psicosis. A pesar de todo, no sucumbió y dio alas a su creación, que subyace en el alma inquieta atormentada de Strindberg, surgió con fuerza y se situó, también, como una de las figuras más importantes de la dramaturgia contemporánea.
En este volumen que acaba de publicar la editorial Funambulista, recoge dos obras dramatúrgicas: Crímenes y crímenes y El padre. Se trata de dos obras escritas en momentos diferentes pero que mantienen un hilo fino, casi transparente, que las une en un solo mensaje, la fidelidad matrimonial y la paternidad.
Crímenes y crímenes es una obra de August Strindberg escrita en 1899. La pieza se estrenó en enero del 1900.

LEER MÁS

Novela ácida universitaria en iLeón

La editorial 'El Funambulista' ha publicado recientemente la última novela del catedrático universitario y escritor Francisco Sosa Wagner, que se titula 'Novela ácida universitaria' y ofrece el significativo subtítulo de 'Aventuras, donaires y pendencias en los claustros', que desde la propia editorial explican que constituye "un retrato ácido de la Universidad española, alejado de la palabrería rectoral, pintado con colores tersos por el pincel irónico e implaca­blemente plástico del profesor Sosa Wagner. El resultado es una hiperrealista naturaleza, aún no muerta, pero sí claramente moribunda".
La historia narra las aventuras de un "hombre sin atributos y joven profesor universitario de provincias" llamado Adalberto, que ejerce de protagonista en esta moderna y políticamente incorrecta novela picaresca, y realiza un repaso por situaciones como "la opaca selección del profesorado, la arcana elección del rector, la obsesiva obtención de cargos y prebendas, las consuetudinarias zancadillas de los vicerrectores y de los vices de los vices, el imparable despliegue del personal de administración y servicios, las eternas reuniones de juntas, comités, comisiones y observatorios, la misteriosa concesión de doctorados honoris causa, las peleas tribales por los proyectos de investigación, la peregrina lectura de algunas tesis doctorales, el lucrativo negocio de los másteres, los eternos intereses gremiales de la conferencia de rectores, la tan cacareada autonomía universitaria, el insondable papel de los sindicatos... todo ello rebosa en la ejecutoria de Adalberto".

Una organización burocratizada en la que se reparten prebendas

En declaraciones efectuadas por el autor, ha explicado que las situaciones que aparecen en el texto son episodios de la vida diaria universitaria. "Soy muy crítico con la situación actual, -afirma Sosa Wagner-, sobre todo, con el gobierno de la Universidad, que está diseñado con los pies. Esto de que los rectores sean elegidos por un colectivo que queda perfectamente controlado por quienes ostentan el poder... Echo en falta, por ejemplo, que exista un cuerpo de funcionarios técnicos que se encargue de su dirección, puesto que la Universidad es una empresa muy compleja".

LEER MÁS

miércoles, 27 de febrero de 2019

Reseña sobre "Giovanni Episcopo"

El monologo es un estilo narrativo e interpretativo que puede considerarse de los más complicados para conseguir tanto el interés del público, como el poder crear una obra que a nivel narrativo sea completa.


El autor en esta novela es capaz de entablar una conversación a una sola voz entre el protagonista y cronista de su propia vida con el lector, al que va no solo a contar las vicisitudes que le han llevado a ese momento de la vida, sino que, en este caso va a ser capaz de adelantarse a las propias preguntas que podría hacerle el receptor de la historia. Con esto genera poco más o menos un estilo de conversación bidireccional sin llegar a escuchar en ningún momento al otro interlocutor. La lectura se hace de esta manera casi interactiva con lo que, junto con el tamaño del libro, hace que se devore el libro.

La historia es sencilla y sin ningún argumento más, pero debajo de una lectura simple de lo que se está narrando el autor deja por debajo su propia desilusión hacia la sociedad de la Italia de su época, de lo que él puede considerar la pérdida de valores y de una sociedad en la que no se reconoce. Intenta llevar hasta lo que podríamos considerar para su mentalidad lo más bajo que se puede haber llegado, simulando la sociedad italiana con lo que es capaz de aguantar el protagonista de la historia, dándole como algo natural su intento de liberación llegando a rebelarse, aunque fuera de una manera no premeditada.

La novela nos recuerda al estilo de novelistas rusos de finales del siglo XIX, después de leer la historia de Episcopo la podemos situar en cualquier ciudad rusa, con nombre ruso y como autor cualquier escritor ruso y no desentonaría en su formato a cualquiera de las novelas que nos puedan venir a la cabeza. La decadencia que los autores de finales de ese siglo asumen interiormente lo vierten en sus historias generando un relato lleno de fatalidades y con personajes oscuros y casi sin interés por si mismos, en este caso llega al extremo de ser casi una marioneta no solo en manos de las personas que se pueda ir encontrando, sino de la propia sociedad con la que convive.

LEER MÁS

Sosa Wagner ofrece una visión crítica de la universidad en su última novela

León, 25 feb (EFE).- El catedrático y político Francisco Sosa Wagner ofrece una visión crítica de la universidad española en su última novela, 'Novela ácida universitaria', subtitulada 'Aventuras, donaires y pendencias en los claustros', que ha sido publicada por la editorial El Funambulista.
Fuentes de la editorial explican que constituye "un retrato ácido de la universidad española alejado de la palabrería rectoral, pintado con colores tersos por el pincel irónico e implacablemente plástico del profesor Sosa Wagner".
"El resultado es una hiperrealista naturaleza, aún no muerta, pero sí claramente moribunda", añaden.
La historia narra las aventuras de un "hombre sin atributos y joven profesor universitario de provincias" llamado Adalberto, que ejerce de protagonista en esta "moderna y políticamente incorrecta novela picaresca", y realiza un repaso por situaciones como "la opaca selección del profesorado, la arcana elección del rector o la obsesiva obtención de cargos y prebendas".
También denuncia "las consuetudinarias zancadillas de los vicerrectores y de los vices de los vices, el imparable despliegue del personal de administración y servicios o las eternas reuniones de juntas, comités, comisiones y observatorios".
Igualmente recrea "la misteriosa concesión de doctorados honoris causa, las peleas tribales por los proyectos de investigación, la peregrina lectura de algunas tesis doctorales, el lucrativo negocio de los másteres o los eternos intereses gremiales de la conferencia de rectores o el insondable papel de los sindicatos".

LEER MÁS

lunes, 11 de febrero de 2019

Novela ácida universitaria: Sosa Wagner nos asombra de nuevo (De la Justicia)

El juez O.W.Holmes del Tribunal Supremo de los EE.UU. afirmó en su revolucionaria obra The Common Law, que el derecho debía someterse al “ácido cínico” para descubrir la realidad de sus intereses, para descubrir que “La vida del derecho no ha sido la lógica: ha sido experiencia. Las sentidas necesidades de la época, la moral predominante y las teorías políticas, las intuiciones de política pública, manifiestas o inconscientes, incluso los prejuicios que los jueces comparten con sus camaradas, tiene mucho mas que ver que el silogismo en la determinación de las reglas mediante las cuales deben ser gobernados los hombres”.
Pues bien, hemos de recibir con alborozo la recién publicada novela de Francisco Sosa Wagner titulada “Novela ácida universitaria” (Ed.funambulista, 2019), subtitulada Aventuras, donaires y pendencias en los claustros, que nos presenta la Universidad actual desnuda, liberada del velo de las formas,  de las palabras solemnes que adornan lo universitario y que nos muestra la realidad de la experiencia universitaria siguiendo las peripecias de un joven licenciado en derecho, mas oportunista que vocacional, y que se integra en la Universidad donde paso a paso va descubriendo la vida de la colmena.
Pasen y vean…
La novela pinta la vida del protagonista, de nombre Adalberto ( no sabemos si inspirado en un culebrón venezolano o en un personaje de la abadía de El nombre de la Rosa, pues ambas referencias son un buen anuncio de lo que espera), en su andadura universitaria. El autor nos lo sitúa sobre el blanco lienzo de la Universidad de la ciencia, con predominio del color gris de sus avatares profesionales, algunas pinceladas verdes sobre sus impulsos eróticos y el amarillo de un humor inteligente que a veces se apoya en el juego de palabras, otras en decir verdades a gritos y otras mediante divertidas viñetas de situación.

LEER MÁS

lunes, 21 de enero de 2019

El callejero maldido, de Javier Ruiz, en el blog de Librario íntimo



Demasiado numerosas son en España las localidades que siguen ostentando en sus calles los nombres de inveterados asesinos, cuyas placas parecen vigilarnos o advertirnos desde la altura. Los apellidos Queipo de Llano, Moscadó, Franco o Mola continúan, oxidados pero inamovibles (o brillantes pero inamovibles, lo cual resulta casi más inquietante), en sus atalayas anacrónicas, sin que resulten demasiado operativas las intenciones de desalojarlos de ese inmerecido lugar de privilegio, que debería reservarse para nombres más dignos o provechosos. Javier Ruiz Martín (Madrid, 1964) se ha adentrado en ese incómodo lodazal para construir su libro “El callejero maldito”, en el que plantea un recorrido por varias rutas del Madrid actual, donde Varela, Eduardo Aunós o el general Cabanillas presiden la vida capitalina de forma tan férrea como aparentemente invisible. Y el modo en que lo hace consiste en mantener entrevistas con estos personajes, que salen de sus tumbas para responder a las preguntas del escritor. Hasta ahí, perfecto.
El desajuste “interno” del volumen viene, a mi entender, más tarde; porque el autor arranca su recorrido diciendo que está en su ánimo otorgar a los entrevistados “la posibilidad de justificar su barbarie” (p.32). Y resulta fácil constatar no lo hace. Cuando alguno lo intenta, de inmediato se modula su intervención con una apostilla del estilo “No voy a dejar que me convenza”, lo que desbarata el presunto equilibrio de la conversación o el intercambio de versiones. Entiéndaseme. Estoy de acuerdo con Javier Ruiz Martín en que todos los forajidos que asoman en estas hojas fueron unos engendros sangrientos, unos energúmenos fanáticos y unos criminales. Pero si asegura que el juego consistía en darles alguna opción para explicarse, quebrantado queda el propósito en cada página, porque los maneja como muñecos de guiñol a quienes apenas deja balbucir explicaciones o justificaciones entrecortadas.

LEER MÁS

El callejero maldito en Ni un Día Sin Libros

A veces la mejor forma de acercarse a la historia (o si no la mejor, sí la más entretenida) es hacerlo a través de historias transversales, de recovecos en los que adentrarnos y, con esa excusa, acercarnos a momentos, lugares y personas históricos. Esta es la propuesta de Javier Ruiz en El callejero maldito, editado por la heterdoxa y siempre interesante editorial Funambulista.




A propósito de la Ley de la Memoria Histórica de 2007, el Ayuntamiento de Madrid inició los trámites para la retirada de los nombres de decenas de calles cuyo nombre representaba el homenaje a un periodo histórico oscuro e impropio de un país democrático: el del golpe de estado del 18 de Julio de 1936 perpetrado por un grupo de militares que despojaron de esta forma al régimen legítimo existente en España. 

Con esta premisa, el autor comienza un recorrido por algunas de estas calles, y por extensión, por las biografías de algunos de los personajes que protagonizaron algunos de los episodios más emblemáticos (más duros, más siniestros) de este complicado periodo. ¿Qué hace de la propuesta de Javier, ya de por sí interesante y original, un recorrido diferente al inicialmente esperado? Lo que hace el autor es establecer entrevistas con los protagonistas, con los que dan nombre a esas calles.

LEER MÁS

lunes, 14 de enero de 2019

Entre hienas en el programa Mil palabras &+ de Cuatro


Dos nuevas reseñas sobre "Entre hienas" de Loreto Urraca

La Región


Eu lera, sentira falar del, cousas sobre Pedro Urraca Rendueles, o policía agregado á embaixada española en París, a quen lle correspondera o papel –certamente infame- de perseguir refuxiados republicanos en Franza. Un deles, o máis coñecido, Lluís Companys, quen seria levado a Hendaya polo propio Urraca, para ser posto noutras mans igualmente criminais que haberían conducilo á súa morte por fusilamento en Montjuic.
A derradeira foto de Companys –en libertade-  foi tomada, precisamente, por  Urraca Rendueles, e aparece na novela escrita pola súa neta, Loreto Urraca Luque, que teño diante miña. Loreto chegou coñecer, tardíamente, a seu avó. Quen pretendía endozar a súa traxectoria vital, tan chea de sombras, algunha arrepiante, como podemos ver neste libro, a través da man da neta. Quen non soamente non aceptou a encomenda senón que cotraatacou con este libro documentadísimo, literaria e grafícamente, que se pode ler como novela mais tamén como docudrama ou –mesmo- á maneira de manual de historia (e aínda, de historias).
Mais non quixera facer pensar que Loreto axusta contas con Urraca Rendueles senón co tempo terrible que lle tocara. El mesmo, dígase de paso, víctima da nosa guerra civil que o levara refuxiarse en Madrid, so do manto da embaixada francesa (estaba casado con Helene Cornette, súbdita deste país) para marchar logo a Franza desde Valencia. Comezo da nova historia e dunha vida igualmente nova. Digase de paso que tampouco a avoa de Loreto sae ben parada nesta historia triste (como moitas dos que tiveron que vivir/ sufrir aqueles anos). Urraca Rendueles, en fin, nacera (en Valladolid) en 1904, e morreu (en Madrid) en 1989.

LEER MÁS

Moon's Corner  

Una novela con dos protagonistas que estructuran el destino de la Europa del 36-45. Antoinette Sachs, pintora judía, relacionada con las élites de la cultura e izquierda parisina, amante de Jean Moulin, uno de los líderes de la resistencia francesa. Pedro Urraca, funcionario del gobierno de Franco cuyo cometido era rastrear a la disidencia española colaborando con el nazismo en Francia. El punto de unión es el bloque de viviendas donde vivían la suegra de Pedro y la pintora antes de la invasión francesa por la tropas hitlerianas. La novela se desarrolla a dos bandas, por un lado nos presentan la historia de la resistencia francesa, con la pintora como protagonista, y por otro lado los pactos y redadas efectuadas por Urraca.

LEER MÁS