Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2011

"La niña que iba en hipopótamo a la escuela" en Aceprensa de agosto

Imagen
Después de la muerte de su padre, como su madre ha de ausentarse, Tomoko, de doce años, va a vivir con unos tíos a los que no conoce. Cuando llega, todo le sorprende: los escenarios y las personas. Le fascinan la enorme casa con aire occidental, pues su tía-abuela es alemana, y el jardín, que fue un pequeño zoo en el que todavía vive Pochiko, una hembra de hipopótamo enano que trajo su tío-abuelo de Liberia.
Sobre todo, entabla una relación muy estrecha con su lista prima Mina, más pequeña que ella, asmática, por lo que suele ir al colegio a lomos de Pochiko; y queda fascinada por su tío, un hombre muy atractivo y amable, pero que, sorprendentemente, a veces desaparece de casa durante varios días.
La misma Tomoko cuenta la historia, pero cuando han pasado ya varias décadas. La narración desprende buen humor, una cordial ironía y una fuerte nostalgia. Los personajes resultan amables y las situaciones más curiosas acaban pareciendo normales. El lector queda enganchado por algunos enigma…

"Viaje alrededor de mi habitación" de Xavier de Maistre en el telediario de La1 de TVE

"La niña que iba en hipopótamo a la escuela" en El placer de la lectura

Imagen
La niña que iba en hipopótamo a la escuela (Premio Tanizaki 2006), nos cuenta una bonita y emotiva historia de amistad entre dos niñas, que al final, nos deja además con un buen sabor de boca. La narración está ambientada en el Japón de los años 70, y pertenece al ciclo dedicado a la amistad y la infancia ideado por la novelista japonesa Yoko Ogawa (Okayama, 1962).El primer título de esta serie de novelas fue La fórmula preferida del profesor (Funambulista, 2008), best seller internacional, del que se vendieron más de dos millones de ejemplares sólo en su país.

Las protagonistas de la historia son dos niñas, Tomoko, huérfana de padre, la cual se traslada del campo a la ciudad (por lo que verá obligada a alejarse de su madre) para iniciar allí su estudios de secundaria, y su prima Mina, la cual utiliza a una hipopótama enana como medio de transporte para trasladarse de su casa al colegio, ya que padece asma y no puede fatigarse demasiado. Algunos de los parientes de Tomoko …

Veinticuatro horas en la vida de una mujer sensible en El placer de la lectura

Imagen
Esta breve novela es una deliciosa obra epistolar: consiste en una serie de cartas –cuarenta y seis- en las que una dama abre su corazón al lector durante veinticuatro horas, en las cuales asistimos al desarrollo de una pasión febril. A través de cada carta vamos descubriendo –in crescendo- el origen de los hechos que han motivado tal pasión, aunque por el momento sólo conocemos su versión, y más adelante, la de un ferviente admirador, que, queriendo ser de ayuda, acaba por echar más leña al fuego. El broche final lo pone la versión, también por carta, del amante de la dama, desembocando todo en un final que recompone el caos pasional con el orden y la lógica de la razón.

Constance Theis de Salm, (Nantes, 1767-1845) poetisa y escritora francesa, hija del conde de Nantes, alto funcionario que le proporcionó un ambiente cultural inmejorable después princesa por matrimonio, en 1802 con el príncipe Joseph de Salm-Reifferscheidt-Dyck, -un aristócrata que goza de las simpatías de …

Emtrevista a Marga Clark en Solidaridad Digital

Imagen
“El conocimiento más perfecto de todos es el intuitivo”Marga Clack, escritoraEsther Peñas / Madrid-17/08/2011
Marga Gil Roësset (1908-1932) pasó a la historia por suicidarse enamorada de Juan Ramón Jiménez. No quería vivir con él, ni podía vivir sin él. Zenobia estaba en medio. Pero Gil Roësset era una artista delicada y excepcional, aunque su obra quedase eclipsada por su trágica historia. Su sobrina, la fotógrafa y escritora Marga Clark, ha querido pespuntar la parte más humana de su mentora en su novela ‘Amarga luz’, que incluye fragmentos de su diario personal. Le devuelvo una pregunta que formula en el libro: ¿recordamos de nuestras vidas lo que hemos vivido o lo que nos hubiera gustado vivir?
A toda persona no escritora le gusta pensar que recuerda exactamente lo que ha vivido, pero pienso que no, que la vida, todas nuestras vivencias están en nuestro interior y todas mezcladas. Las vivencias van se van coloreando y transformando con el presente inmediato e incluso …

"Veinticuatro horas en la vida de una mujer sensible" en Melibro

Imagen
¡ El amor…! ¿Qué es el amor…? Un capricho, una fantasía, una sorpresa del corazón, tal vez de los sentidos; un encantamiento que se derrama sobre los ojos, fascinándolos, que se apega a los rasgos, a las formas, a la vestimenta incluso de un ser que sólo el azar nos lleva a encontrar. ¿Que no lo encontramos? Nada nos advierte de ello, nada nos turba…Seguimos viviendo, existiendo, buscando placeres, encontrándolos, proseguimos con nuestra carrera como si no nos faltara ¡nada…! El amor no es, pues, una condición inevitable de la vida, no es más que una circunstancia de ella, un desorden, una época…Pero, ¿qué estoy diciendo? ¡ Es una desgracia! Una crisis…una crisis terrible…que se pasa, y eso es todo. ( carta XXXVIII ) Veinticuatro horas en la vida de una mujer sensibleConstance de SalmEditorial Funambulista. Colección IntempestivosTraducción de Isabel Lacruz. Postfacio de Laura FreixasEmpecemos por el final, por el postfacio a cargo de Laura Freixas – autora de entre otras “Amor o lo q…

"Veinticuatro horas en la vida de una mujer sensible" en Análisis Digital

Imagen
Los celos ilustradosAdolfo Caparrós Gómez de Mercado, Doctor y profesor de LiteraturaLo que hoy ocurre con móviles y similares de última generación, ocurría en el mundo ilustrado del siglo XVIII con los famosos billetes. Se trata de unas cartas breves que inmediatamente se entregaban a un criado para que fueran a su vez recibidas por el amante. El criado solía traer la respuesta en el mismo viaje. La novela que hoy reseñamos, Veinticuatro horas en la vida de una mujer sensible, de Constance de Salm -Editorial Funambulista- relata un episodio de celos en el que la protagonista escribe sin parar a su amado. Bastante diferente en la expresión y elegancia a los 32 -por poner una cifra- mensajes que suelen comentar tanto chicos como chicas que han recibido en su terminalmóvil cuando han dejado de mala manera a sus parejas.Lo que es evidente es que los celos existen desde que el mundo es mundo. Ese sentimiento que nos descoloca y nos lleva a los límites de la locura sigue vigente hoy en dí…

Pequeña reseña sobre "Encanto y compañía"

Imagen

"La fórmula preferida del profesor" en la Biblioteca imaginaria

Imagen
Cuando leemos que un libro reciente ha vendido dos millones de ejemplares, son varios los pensamientos que nos pueden cruzar la cabeza. Podemos suponer que algo tendrá el libro cuando ha concitado la atención de tanta gente, pero también, sobre todo si somos reacios a dejarnos llevar por fulgurantes fenómenos editoriales, tener cierta cautela, o pensar que no se acercará a nuestra sensibilidad. La lectura puede ratificar nuestras reticencias iniciales, pero también puede ocurrir que al terminar La fórmula preferida del profesor acabemos convenciéndonos de que no es el típico superventas al que estamos acostumbrados. Algo así ha acabado concluyendo el que firma estas líneas.
La historia está narrada por una asistenta que entra a cuidar a un anciano, un viejo profesor de matemáticas que en 1975 (la novela transcurre en el 92) tuvo un accidente de coche y, tras golpearse en la cabeza, es incapaz de almacenar nuevos recuerdos. Su trastorno recuerda al de alguno de los personajes de El homb…