martes, 10 de junio de 2014

Louisa May Alcott y sus misterios. 'Un cuento de enfermera',

Louisa May Alcott se revela como autora de intriga con la edición de su texto inédito en español titulado Un cuento de enfermera” (Editorial Funambulista).
Louisa May Alcott escribió "Un cuento de enfermera" como reacción a sus experiencias en la Guerra de Secesión
Louisa May Alcott escribió “Un cuento de enfermera” como reacción a sus experiencias en la Guerra de Secesión
Una granítica mansión, una familia tocada por la tragedia, una niña con una extraña enfermedad mental, y una cuidadora con el coraje necesario como para investigar las claves ocultas de los Carruth.
Aunque a muchos les pueda parecer raro, estos elementos no conforman ningún texto del Henry James de Otra vuelta de tuerca, ni del Wilkie Collins de La mujer de blanco.
Tales pistas literarias corresponden a la trama argumental de Un cuento de enfermera. Un relato escrito por la normalmente jovial Louisa May Alcott (Germantown, Pensilvania, Estados Unidos, 1832- Boston, 1888), que la editorial Funambulista acaba de publicar con la eficaz traducción de Jorge Rus.
Louisa May Alcott solía transitar por el género de misterio con el seudónimo de A. M. Barnard
Louisa May Alcott solía transitar por el género del misterio con el seudónimo de A. M. Barnard

LOUISA MAY ALCOTT JUEGA CON LA INTRIGA

Elaborada en 1871, este breve volumen supone un paso más para profundizar en la obra de la autora de Rosa en flor. Una señora con ansias ilimitadas de conocimiento, que se convirtió en el azote del machismo norteamericano del siglo XIX, a través de sus sonoras campañas en favor del sufragio universal.
Lucha sin cuartel por sus compañeras de género que la hija del filósofo y utópico Amos Bronson Alcott alternó con sus denodados esfuerzos por acabar con la esclavitud en los estados del sur.
Cuando alguien se acerca a la producción de la responsable de la entretenida novela Una muchacha anticuada, lo primero que salta a la mente son los vasos comunicantes que ésta presentaba con Josephine, una de las hijas de la familia March que protagonizó su best-seller Mujercitas. Sin embargo, Louisa May poseía un trasfondo mucho más turbulento que el desarrollado por la traviesa Jo (su personaje más famoso e idealizado).

LEER MÁS

Dos reseñas sobre 'Una erasmus en Bruselas', de Alfredo Escardino

El Rincón de Adolfo

Si hiciéramos el retrato robot de una estudiante de las becas Erasmus, a grandes rasgos, pensaríamos en una chica emprendedora, valiente, desenvuelta, viajera, de miras abiertas, vanguardista, moderna…
Pues eso es lo que encontrarán nuestros lectores en nuestra intrépida protagonista -Cristina Vilanova-, sin duda, el alma mater de Una erasmus en Bruselas, de Alfredo Escardino –Editorial Funambulista-
Es más, la novela tiene un toque retro ya que se remonta a quienes fueran los pioneros del Proyecto Erasmus allá por los años 80. Ellos iniciaron el camino y marcaron de algún modo las pautas de lo que es hoy el concepto del estudiante Erasmus que todos conocemos.
Muy bien escrita, la novela les atrapará en otra trama paralela a los estudios, el turismo y las fiestas habituales en este tipo de estudiantes. Se trata de una misteriosa gargantilla de oro y esmeraldas que Cristina Vilanova lleva a Bruselas con la ilusión de haberla recibido de manos de su abuela como regalo de familia.
Al parecer, la joya tiene unos orígenes belgas que emparentarían a nuestra intrépida Erasmus con lo más granado de la nobleza belga.
Por otro lado, refleja muy bien los líos amorosos que es fácil se produzcan en estos casos, con un novio en España, y varios pretendientes europeos que, como es de suponer, aportan color, amplían miras y dejan al novio español en un papel cada vez más gris y local.
El ritmo de redacción es tan bueno que se trata de la típica novela en la que uno, más que acelerar, va frenando porque no quiere dejar de disfrutar sus páginas.

LEER MÁS

Trabalibros

La beca que le permitirá a Cristina Vilanova estudiar durante unos meses en la Universidad Libre de Bruselas llega en el momento oportuno. La joven, consciente o inconscientemente, espera que su estancia en el extranjero sea una vía de escape a la vida que lleva en España, con un noviazgo cargado de dudas, una carrera a punto de terminar que no le interesaba lo más mínimo y unas posibilidades prácticamente nulas de encontrar un trabajo apetecible.

Se trata de una beca Erasmus que la transportará a la capital de Bélgica donde el clima, la gastronomía, las costumbres y el carácter de su gente no hacen de este lugar un sitio demasiado acogedor. Desde luego nunca podrá compararse a Valencia, su ciudad natal, pero eso no debería ser un gran problema ya que su intención es, como la de casi todos los extranjeros que aterrizan allí por un motivo u otro, permanecer tan solo una temporada, utilizarla como "ciudad de paso".

Y es cierto que en Bruselas no se puede disfrutar del sol resplandeciente del Mediterráneo, de la claridad azul del cielo ni de una paella en condiciones. Tampoco goza ahora del calor de su familia, la distancia física es demasiado grande. Pero, a pesar de eso, pronto percibe que Bruselas no se trata del lugar aburrido y gris que nuestra mente tiende a imaginar cuando se evoca su nombre. La ciudad más cosmopolita de Europa está a punto de abrirse ante sus ojos para ofrecerle una serie de experiencias que le harán madurar como persona y que nunca olvidará.

 LEER MÁS

lunes, 2 de junio de 2014

'Conversación con las Catedrales' en Melibro

catedrales
Conversación con las Catedrales (Encuentros con Vargas Llosa y Borges) recoge las entrevistas que el escritor y periodista Rubén Loza Aguerrebere mantuvo con ambos. En su mayoría son textos aparecidos en revistas y periódicos españoles y americanos que abordan infinidad de temas. Literatura, cine y sus obras, principalmente. El libro nos muestra su forma a la hora de concebir los cuentos y los poemas, sus rutinas y la forma en que trabajan. Así, nos enteramos de cuáles son sus lecturas preferidas, las técnicas narrativas que emplean en sus relatos, su modo de percibir la vida y también la política.
Vargas Llosa, por ejemplo, dedica las mañanas a la escritura mientras que por las tardes corrige y toma notas para el trabajo del día siguiente. El libro también nos detalla alguna anécdota, como la ocasión en que un admirador se acercó Mario y le confundió con Gabriel García Márquez ¿Usted es el Nobel, verdad? Mario Vargas Llosa hace un repaso a algunas de sus obras más importantes como La fiesta del chivo o Los cuadernos de Don Rigoberto. También nos acerca a Borges y a la importancia que tuvo su forma de concebir las historias en la literatura.
Rubén Loza Aguerrebere nos narra su primer encuentro con Jorge Luis Borges, ya ciego y a punto de cumplir los ochenta años cuando grababan un documental para la BBC. Nos detalla su método a la hora de idear un cuento. Menos es más. Contar algo y hacerlo de una forma clara. Sin florituras ni estilos barrocos que adornen el lenguaje. Lo importante es centrarse en la historia y dejar de lado los elementos accesorios, el contexto y las descripciones intrascendentes. Hay que centrarse en los personajes y desnudarlos al principio del cuento para mostrar al lector su esencia. Porque al fin y al cabo, lo importante es la historia no quién la cuenta.

LEER MÁS