lunes, 29 de febrero de 2016

Bailando con elefante y gato, de Yoko Ogawa, en Melibro


elefante


El protagonista de nuestra historia, el niño, entra en contacto con el ajedrez por un desgraciado accidente. Una muerte le llevará hasta la atípica residencia de un antiguo conductor de autobús, el Maestro. Él enseñará al niño el fascinante mundo del ajedrez y aceptará su inusual manera de jugar: bajo el tablero y acariciando al gato Peón. Así, el pequeño halla la concentración necesaria para sumergirse en el juego, sin ver las piezas ni a su oponente.
Del Maestro al Club de ajedrez de las profundidades oceánicas, la carrera del que empezará a ser conocido como Little Alekhine -por el famoso ajedrecista Alexander Alekhine-, irá ligada a partir de un momento, y para siempre, al autómata dentro del cual jugará al ajedrez y se enfrentará a adversarios de diversa índole. Siempre acompañado por el recuerdo del Maestro, por la elefanta Indira (que vivía en la azotea de un centro comercial), por la Momia, y por Peón.
‘Bailando con elefante y gato’, además de la pasión por el ajedrez, narra también el miedo a crecer del protagonista. La elefanta, cuyo tamaño le impidió salir de la azotea, el obeso Maestro que no podía ya conducir el autobús por su desorbitado tamaño, o la Momia -una joven atrapada entre dos paredes-, se convierten en la evidencia de la tragedia que es crecer. Para evitarlo, Little Alekhine inicia un proceso irreversible y doloroso, con el fin de adaptarse al tamaño del autómata para así detener ese proceso vital y mantener las dimensiones físicas de un niño siendo ya un adulto.

LEER MÁS

lunes, 1 de febrero de 2016

LUIS MORALES. UN AMOR COMO ÉSTE

Hola, buenas tardes. Bienvenidos a una nueva emisión de Todos los libros un libro, el espacio de sugerencias de lectura de Radio Universidad de Salamanca. Nuestra propuesta de hoy cierra la breve serie de libros, recomendados en los cuatro miércoles de enero, centrados en el género epistolar. Y si en las tres semanas precedentes os ofrecía, respectivamente, un interesante ensayo, una ambiciosa muestra documental y un emotivo trabajo de investigación histórica sobre las cartas, esta tarde os presento una novela que gira también sobre el mismo tema, aunque debo aclarar ya desde el principio que la aseveración según la cual Un amor como éste, el libro del que a continuación voy a hablaros, es en realidad y sin ningún asomo de duda una obra de ficción literaria es más que dudosa.
Un amor como éste, escrito por Luis Morales y presentado en 2015 por la editorial Funambulista, gira sobre la durante muchos años casi ignota, aunque cada vez más conocida, relación entre el gran poeta portugués Fernando Pessoa y la única mujer -al margen de su madre o su hermana- con la que mantuvo algún tipo de vínculo que pudiéramos llamar sentimental o cercano al amor, Ofélia Queiroz. A partir de la correspondencia entre ambos, de la cual con el paso del tiempo van apareciendo o dándose a conocer un mayor número de cartas, el autor, un entusiasta experto en el universo pessoano, nos muestra las vertientes más íntimas y profundas, más recónditas y ocultas, también más humanas y entrañables, de la personalidad del genial escritor lisboeta.
La dimensión literaria de Fernando Pessoa ha sido suficientemente estudiada y es bien conocida. A pesar de no haber visto publicada en vida la mayor parte de su obra, su figura se ha engrandecido desde su muerte, hasta el punto de ser considerado uno de los poetas más importantes de la historia de la literatura universal. Su legado, archivado en la Biblioteca Nacional de Lisboa en 105 cajas que contienen 45.000 imágenes, 27.543 documentos y 343 sobres, no deja de crecer con la aparición de cientos de nuevos papeles y algunos cada vez más esporádicos hallazgos, mientras se multiplican los libros, las tesis doctorales, los estudios y las publicaciones sobre su ingente obra propia y también sobre la firmada por sus heterónimos (hasta 127 distintos ha identificado, al parecer, Cavalcanti, su biógrafo brasileño, según Luis Morales, más allá de los universalmente reconocidos, Álvaro de Campos, Ricardo Reis, Alberto Caeiro o Bernardo Soares). 
 

CATALOGNA SCISSIONISTA A METÀ: E ADESSO CHE SUCCEDE?

MADRID. Nel suo ultimo libro, una raccolta di corsivi politici illustrata come un burlesque satirico, Arcadi Espada appare disegnato con parruccona settecentesca. Tranquilli: non è nostalgia per l'Ancien Régime, ma giusto un omaggio scherzoso a Daniel Defoe e ai suoi resoconti della peste che decimò Londra negli anni 1664-66. Anche gli interventi di Espada parlano di un contagio. Però luoghi, tempi e gravità del morbo sono tutt'altri. Siamo in Catalogna, ai giorni nostri, e quello che lui analizza come un flagello è il redivivo nazionalismo separatista. Columnist urticante, nato a Barcellona nel 1957 Arcadi Espada è una bestia nera del neo-indipendentismo. Per rendersene conto basta farsi una passeggiatina sul web. Tra gli appellativi di cui viene insignito da chi non lo sopporta, sinvergüenza  svergognato, è il più riferibile. Per gli estimatori, che pure non mancano, Espada è invece un polemista iconoclasta nel solco di George Orwell o Christopher Hitchens, o di Indro Montanelli, del quale ha curato un'antologia spagnola di scritti.

Dal 10 gennaio il governo autonomo catalano ha un nuovo presidente, l'ex filologo e giornalista Carles Puigdemont. Ma la sua nomina è stata un parto travagliato. Le elezioni regionali di settembre non sono sfociate nel plebiscito pro-separazione su cui puntava il blocco nazionalista guidato dal governatore uscente Artur Mas. Gli scissionisti hanno prevalso in seggi ma non in voti. E per la maggioranza assoluta al Parlament di Barcellona il liberale Mas ha dovuto corteggiare la Cup, sinistra radicale indipendentista, che dopo mesi di trattative inconcludenti ha preteso e ottenuto il suo sacrificio a favore del più gradito Puigdemont. Tutto mentre la Spagna annaspava nel vuoto politico in cui l'avevano gettata le legislative di dicembre: nessun partito in grado di governare da solo, e alleanze introvabili. Ma ora in Catalogna a che punto siamo? «Il più oscuro» taglia corto Espada. «L'accordo con gli antisistema della Cup – gente che vuole l'uscita dall'euro o la nazionalizzazione delle banche – rivela ormai uno stato di cose che sconfina nella surrealtà. Siamo al circo. Si è toccato il fondo. Più in basso non si può scendere».


LEER MÁS