martes, 1 de diciembre de 2015

El libro 'Un amor como este' reivindica a Ofélia Queiroz, "la única opción" de Pessoa para huir de la autodestrucción

El escritor Luis Morales acaba de publicar la novela 'Un amor como este' (Funambulista) en el que se profundiza en la figura de Ofélia Queiroz (1900-1991), conocida popularmente como la 'novia' del portugués Fernando Pessoa y que, a su juicio, fue su "único amor y su única opción para salvar al poeta de la autodestrucción".
En una entrevista con Europa Press, Morales ha explicado que su novela aborda "la condición de hombre" de Pessoa, "con toda su torpeza y limitaciones propias de los hombres, su incapacidad de amar, su frustración de querer realmente amar y no ser capaz, no le salían los sentimientos".
"Lo patético y al mismo tiempo lo extraordinario es que da con una Ofélia Queiroz, una chiquita convencional pero al mismo tiempo con una serie de virtudes que sabe ver en él a un hombre perdido, que se enamora perdidamente y que le espera durante toda su vida, y que mal que bien le hubiera dado esa oportunidad de realizarse sentimentalmente-- añade el autor--. Por eso reivindico a Ofélia como la única opción en realidad que hubiera tenido Pessoa para salvarse de la autodestrucción".
En octubre de 1919, el poeta Fernando Pessoa conoció a Ofélia Queiroz en las oficinas de la Baixa lisboeta donde ella entró a trabajar como mecanógrafa a los 19 años de edad, cuando él ya ejercía como traductor de correspondencia comercial. Al poco tiempo iniciaron una relación amorosa hasta noviembre de 1920 que, tras nueve años de separación, retomaron en verano de 1929 para frustrarse de nuevo, ya definitivamente, al cabo de los meses, aunque el contacto se mantuvo hasta la muerte del poeta, en 1935.
Según Morales, la muerte de Pessoa "fue un suicidio programado", como consecuencia de su adicción al alcohol, un aspecto que se detalla en esta novela concebida "para todos los públicos", en la que se aúnan aspectos de su biografía con fragmentos de sus poemas pues "siendo un autor que en vida fue tan desgraciado, no paran de salir cosas de su legado". Todo ello ambientado en la ciudad de Lisboa y "con el descubrimiento y reivindicación que supone la figura de una mujer, Ofélia".
Por ello, como ha detallado Morales, la novela en un momento dado se pregunta "¿qué fue de Ofélia Queiroz?", ya que no se trata sólo del único amor de Pessoa y la destinaria de sus cartas, "sino también una señora que vivió hasta los 91 años y fue viendo lo que el tiempo y el destino hizo con Pessoa", cuyos restos descansan en el Monasterio de los Jerónimos de Belém, en Lisboa, donde descansan los grandes de la patria portuguesa.

LEER MÁS

No hay comentarios: